El nuevo satélite de ARSAT estará listo en 2023 con nueva fuente de energía

ARSAT SG1 Foto: Télam
ARSAT SG1 Foto: Télam
Se trabaja en el nuevo satélite que que agrandará la capacidad y dará conectividad a todo el territorio argentino a un costo razonable”. Funcionará con energía eléctrica.

Con tecnología de punta y el reemplazo del combustible por energía eléctrica que permitirá ahorrar cerca de 45 millones de dólares, el tercer satélite de la flota geoestacionaria de ARSAT de alto rendimiento se pondrá en funcionamiento en 2023 para universalizar el servicio de Internet a todo el país.

“Los satélites ARSAT 1 y 2 tienen vendidos casi todos sus servicios de Internet, por eso era preciso construir otro más: ARSAT Segunda Generación 1 (SG1), que agrandará la capacidad y dará conectividad a todo el territorio argentino a un costo razonable”, dijo hoy Gabriel Cristian Absi, gerente del área espacial de INVAP.

INVAP es la empresa estatal propiedad de la provincia de Río Negro, encargada de diseñar y fabricar los satélites ARSAT-1 y ARSAT-2 que fueron puestos en órbita en 2014 y 2015, que fue contratada por ARSAT para el nuevo proyecto.

El anuncio del satélite SG1, que estará a 35.786 kilómetros sobre el nivel del mar, fue informado el martes pasado por ambas empresas.

El ingeniero Absi, a cargo del proyecto de fabricación, especificó que el nuevo satélite tendrá un equipamiento a bordo con un sistema de comunicación HTS (por sus siglas en inglés: High Throughput Satellite), que convierte al SG1 en un satélite de alto rendimiento.

Como característica a destacar, señaló que el SG1 tendrá propulsión eléctrica en lugar de utilizar combustible.

La propulsión eléctrica es una tecnología desarrollada en los años 60 pero logró su maduración en sistemas comerciales en los últimos cinco años,y fue utilizada por países como Estados Unidos, China, Rusia y Francia.

Un promedio de 250 personas de INVAP y la operadora satelital nacional ARSAT estarán abocadas a la fabricación del nuevo satélite, que comenzará a funcionar detro de tres años.