Disminuyó la demanda de combustibles en agosto

En el mes de congelamiento de precios, se registró una caída de casi un 3,7 por ciento. Uno de los combustibles más afectados fue la nafta premium, según informaron desde la CECHA.

La demanda de combustibles cayó 3,69% en agosto, mes en donde se produjo el congelamiento de precios,  a raíz de la contracción de todos los productos, incluida la nafta súper que registraba un crecimiento sostenido desde mediados de 2016, de acuerdo a datos oficiales de la Secretaría de Energía.

En el octavo mes del año, las variaciones interanuales a la baja fueron de 1,47% para el gasoil; 7,58% para el diesel premium; 1,22% la nafta súper; y 10,64% la nafta premium, de acuerdo al reporte de la Confederación de Entidades de Comercio de Hidrocarburos y Afines (Cecha).

En comparación con julio, la variación negativa intermensual fue de 0,11% para el gasoil; 0,66% para el diesel premium; 0,53% la nafta súper; y 1,77% la nafta premium, lo que explica la caída general de la demanda del sector del 0,58%.

La retracción se produjo en un mes en que no hubo movimiento de precios a raíz del congelamiento dispuesto por el gobierno nacional tras las elecciones del 11 de agosto, pero el desequilibrio macroeconómico generado por la devaluación superior a 20% impactó en el consumo.

En cuanto a la distribución de combustibles líquidos por banderas, YPF mantuvo 55,3% del mercado; seguida de Shell, 21,41%; Axion, 13,64%; Puma, 5,35%; Dapsa, 2,37% y Refinor, 1,93%.