Chile implementa el uso de barbijo en el transporte público y Argentina iría por la misma vía con horarios escalonados

Foto: Agencia EFE

El vecino país implementa desde mañana miércoles 8, el uso de la mascarilla en subterráneos, colectivos, aviones y barco en un marzo global de pandemia. En Argentina cinco provincias ya obligan a llevar barbijo a toda persona que circule en la vía pública y Mario Meoni, en diálogo con los diputados de la Nación, anticipó su implementación como “resguardo sanitario”. Los gremios de transporte aplauden la iniciativa que preservaría también a los trabajadores del sector.

En una teleconferencia que mantuvo con la Comisión de Transporte de la Cámara de Diputados de la Nación, Mario Meoni, ministro de Transporte, anticipó algunas medidas de resguardo sanitario como el uso del barbijo, que se buscará implementar a partir del 13 de abril próximo. 

En los últimos días, la importancia del uso del barbijo en la calle a tomado relevancia en varias provincias de Argentina como: Jujuy, Misiones, La Tioja , Santiago del Estero y Catamarca.

Desde la dirigencia gremial relacionada a la actividad de transporte se avaló la iniciativa estatal y la definieron como “atinada para resguardar a los trabajadores de sector” que desde el lunes, una vez concluida la cuarentena obligatoria estarán muy expuesto al trasladar un gran número de personas durante sus jornadas laborales.

Reactivación paulatina y escalonada

Ayer Meoni, en su diálogo con la Comisión de Transporte de Diputados, liderada por José Cano, confirmó desde el lunes próximo los micros pasarán de los 6 mil unidades actuales a 15 mil, con las frecuencias de días hábiles; mientras que los trenes seguirán en las 70 formaciones diarias, pero con sus horarios habituales.

El ministro destacó en varias oportunidades que “habrá medidas para que los pasajeros se sumen paulatinamente en los trenes y micros del área metropolitana”, por ser la más afectada en materia de cantidad de tránsito de personas en el país.

“A partir de las actividades que se vayan liberando, vamos a ir modificando los horarios de ingreso y de salida de los trabajos y, dentro de un mismo trabajo, que se establezcan distintos niveles de horario. Esto con el objetivo de lograr un horario aplanado, sin horarios pico”, aseguró el ministro.