21.6 C
Buenos Aires

Seguridad Vial: el 4% de las víctimas fatales son ciclistas

MÁS NOTICIAS

De acuerdo con las últimas estadísticas informadas por el Observatorio Vial de la Agencia Nacional de Seguridad Vial (ANSV), de un total de 3.138 víctimas fatales registradas en 2020, 125 fueron usuarios de bicicletas, representando el 4 por ciento del total de la mortalidad por accidentes viales.

Los ciclistas señalan como principal riesgo a los automovilistas que no usan las luces de giro o balizas, a los que no miran atrás al abrir la puerta de sus vehículos y a los colectiveros que los encierran.

El estudio publicado el año pasado, que llevó como título “¿Hacia una movilidad sustentable y segura?”, consideró que la gran variedad de actores, automovilistas, motociclistas, ciclistas y peatones se ven frecuentemente en un estado de alerta debido la posibilidad de verse involucrados en situaciones de conflicto durante su desplazamiento por la red vial dado el incumplimiento generalizado de las reglas de tránsito.

En este sentido, el trabajo concluyó que los ciclistas perciben como principal actor de riesgo para su seguridad a los automóviles, “que al no usar las reglamentarias luces de giro o de balizas, al arrancar sin dar aviso cuando están estacionados o al no mirar hacia atrás al momento de abrir la puerta del vehículo producen situaciones que ponen en peligro la integridad física de los y las ciclistas”.

Por otro lado, “los colectivos y los camiones también son señalados por ocasionar situaciones en las que no ceden el paso, los ‘encierran’ al querer doblar o les ‘tiran el coche encima’ al no visibilizar la bicicleta o imponerse por la diferencia de tamaño”.

Además, otros actores que menciona el organismo son los peatones, que bajan al carril exclusivo de bicicletas mientras esperan para cruzar o no miran hacia ambos lados al momento de hacerlo.

Marcelo Calderón, integrante del grupo de ciclistas Masa Crítica Buenos Aires, reconoció que “la Ciudad de Buenos Aires presenta una geografía particular ideal para fomentar el ciclismo urbano, ya que es plana, pero el problema es la falta de educación y de empatía hacia el más vulnerable que integra el tránsito”. En este sentido, aunque “el ciclista puede circular por cualquier calle porque está amparado en la ley de tránsito, hay gente que tiene miedo y no anda por fuera de las ciclovías”, agregó.