Puerto de San Martín: los estibadores trabajan normalmente con previsión sanitaria

La intervención del Sindicato Unidos Portuarios de Puerto General San Martín, Bella Vista, Timbues y Puerto Gaboto, comunicó a todos los afiliados que la actividad ha sido declarada como esencial por el decreto de necesidad y urgencia Nro 297/20.
Ante el aislamiento social, preventivo y obligatorio decretado desde el viernes último por el Poder Ejecutivo Nacional con el objetivo de evitar la propagación del  COVID -19, el SUPA de Puerto General San Martín, Bella Vista, Timbues y Puerto Gaboto adaptó su actividad para seguir con su tarea y así proporcionar seguridad a los trabajadores en el marco de la la realidad que toca vivir a la comunidad toda.
“Desarrollamos normalmente con la actividad. Los trabajadores que requieran la adaptación de tareas por intermedio del Centro de Contratación Portuaria, y en consecuencia se desplacen desde y hacia las distintas terminales portuarias, estarán exceptuados de las restricciones de aislamiento y no serán pasibles de las infracciones previstas por el decreto de emergencia”, explicó en un extenso comunicado la intervención.

Acuerdo operativo ante la crisis 

El viernes pasado los representantes gremiales del SUPA, Juan José Rojas y Aníbal Cabrera, y de la intervención, Facundo Ojeda, mantuvieron una reunión de emergencia con representantes de la Cámara de Actividades Portuarias y Marítimas y de las distintas terminales portuarias en la cual acordaron las siguientes medidas sanitarias para garantizar la salud de todos los trabajadores de la actividad:
– Las agencias marítimas entregarán a representantes del SUPA copia de la Libre Plática
– Con autorización de Prefectura Naval se permitirá que representantes del SUPA verifiquen el efectivo control médico a la tripulación de las embarcaciones por parte de las autoridades correspondientes.
– Las empresas de estiba instalarán una separación física entre los estibadores y el Personal embarcado, con el objeto de desarrollar las tareas con el mayor aislamiento posible.
– Las empresas de estiba asegurarán la provisión de agua potable y la higienización de los accesos al buque y de la superficie donde los estibadores se encuentren operando.
– La fumigación previa de los buques estará a cargo de personal nominado por el Centro de Contratación, el que será provisto de los elementos de protección correspondiente (máscaras, mamelucos de prevención y elementos de desinfección), al que se le abonará el jornal correspondiente por parte de las empresas de estiba.
Así también el El SUPA, informó el protocolo acordado en el día de la fecha a las distintas empresas de estiba. “Todo ello, sin perjuicio de las medidas complementarias que se dispongan con el fin de garantizar la salud pública en general acorde a los lineamientos recomendados por las autoridades sanitarias, y los eventuales protocolos y recomendaciones específicas que puedan dictarse”, detalló Marcelo Urban, delegado interventor.

Urban: “Tenemos un deber que cumplir por el país” 

Se informó que el Ministerio de Trabajo, Empleo y Seguridad Social de la Nación, ha dictado la Resolución 219/20 por la cual determina que los trabajadores que presten las tareas descriptas como esenciales por el decreto de necesidad y urgencia Nro 297/20, serán considerados trabajadores esenciales. Por lo tanto, dicho carácter alcanzó a los trabajadores estibadores, y constituye una obligación por exigencia excepcional de la economía nacional.
“En consecuencia se insta a todos los afiliados que se encuentren fuera de la población de riesgo a continuar con normalidad la prestación de tareas, cumpliendo adecuadamente los protocolos de sanidad, con el fin de no paralizar una actividad que ha sido declarada, en el marco de una emergencia nacional, como esencial”, argumentó el texto del SUPA al comunicarse con los trabajadores.
También el SUPA justificó así que se adecuó  a la coyuntura de emergencia, cumpliendo con la obligación social y moral de garantizar la actividad portuaria de carácter esencial, en línea con los temperamentos adoptados por las otras organizaciones hermanas que representan a trabajadores que cumplen tareas de idéntico carácter así declaradas: personal médico, de enfermería, maestranza de entidades sanitarias, trabajadores de la cadena productiva de alimentos y artículos de limpieza, etc.
“Demostremos juntos que los gremios, como instituciones democráticas de la sociedad civil, acompañan al Poder Ejecutivo Nacional y a todos los habitantes de la Nación en este difícil momento”, finalizó Urban.