Patrones de pesca levantan protesta por reclamo de convenio colectivo

 

La conducción sindical y los empresarios del sector dialogaron hoy en la sede laboral de la Avenida Leandro Alem al 600 con Noemí Rial. Desde el sábado último los trabajadores demoraban la partida de todos los buques pesqueros desde el puerto de Mar del Plata.

Frías indicó que, hasta ahora, los empresarios se habían opuesto a aprobar ese instrumento regulatorio de la actividad, por lo que el dirigente celebró hoy que Rial convocase a los propietarios de buques y no a gerentes o abogados "sin poder de
decisión".

A partir de la intervención de Trabajo, los empresarios se comprometieron en un plazo de diez días a resolver la cuestión. Los trabajadores mantenían la protesta desde el sábado en demanda de la inmediata aprobación de un convenio colectivo laboral.

El gremio reclama un convenio colectivo desde hace ya años, sostuvo Frías, quien conduce un gremio con seccionales en Mar del Plata, Buenos Aires, Necochea, San Antonio Oeste, Rawson, Puerto Madryn, Puerto Deseado y Comodoro Rivadavia.

Frías está alineado con la CGT que conduce el camionero Hugo Moyano, tiene mandato hasta 2014 y es parte integrante de la Confederación Argentina de Trabajadores del Transporte (CATT) y la Federación Marítima, Portuaria y de la Industria Naval (FEMPINRA), en la que ocupa el cargo de Secretario de Pesca.

 

Mar del Plata fue el centro de la protesta

 

El sindicato tiene en Mar del Plata unos 600 afiliados, que adoptaron la decisión de protestar ante "el cansancio por no recibir respuestas" a "los históricos reclamos por el convenio". De hecho la Secretaría de Transporte de Juan Pablo Schiavi sigue la evolución de la negociación de las partes.

"Los trabajadores reclaman hace ya más de doce años y, hasta ahora, no había respuestas favorables. Durante estos tres días de paro, los empresarios pudieron procesar y descargar el producto, pero de ninguna manera hacer partir a los barcos", dijo Frías.

El sindicato reclama desde 1996 un convenio para ese sector estratégico de la pesca a fin de regular todos los aspectos de la relación laboral, como el salario, las jornadas de trabajo, los descansos y vacaciones, las licencias, las condiciones de empleo y la definición de las categorías profesionales.

"Un convenio de esta naturaleza determina, además, las reglas de juego y la relación entre sindicatos y empleadores", destacó. Según Frías, desde 2000 a hoy hubo alrededor de 60 audiencias en procura de un acuerdo para los más de 1.200 capitanes y  patrones.

El dirigente gremial explicó que la ausencia de un convenio indica "la irregularidad en la que opera el sector, ya que no existe un marco legal que lo contenga", y añadió que ello permite que, por ejemplo, "un capitán perciba entre 12 y 20 mil pesos y aparezca blanqueado en el recibo la mitad de ese monto".

Frías subrayó que el gremio procura "un merecido reconocimiento al momento de jubilarse el trabajador".