La OIT y la OIE destacan innovación y flexibilidad como cambios en los modelos empresariales

Un nuevo estudio señala los desafíos que enfrentan las empresas a causa de la innovación tecnológica, la integración económica mundial, el cambio climático y la sostenibilidad, los cambios demográficos y generacionales, y la escasez mundial de mano de obra calificada

Un estudio realizado por la Oficina de Actividades para los Empleadores (ACT/EMP) de la Organización Internacional del Trabajo (OIT) y la Organización Internacional de Empleadores (OIE) asegura que los rápidos y radicales cambios de los modelos empresariales mundiales imponen la necesidad de que los responsables de la formulación de políticas, las empresas y las organizaciones de empleadores innoven, se adapten y sean más flexibles.

“La innovación tecnológica es, con diferencia, la tendencia más influyente y está cambiando fundamentalmente la forma en que las empresas añaden valor a los productos y servicios”, señaló Deborah France-Massin, directora de ACT/EMP. “Al mismo tiempo, encontramos que la mayor penetración de la tecnología aumenta la demanda de aptitudes “humanas” como la creatividad, la solución de problemas, la comunicación y la colaboración”.

Según sostiene el informe, un problema importante es la falta de competencias; en este sentido, el 78 por ciento de los ejecutivos de empresas opina que los planes de estudio académicos no atienden a las necesidades de los futuros empleadores.

En términos más generales, el informe precisa cinco tendencias que están alterando radicalmente los modelos empresariales mundiales, independientemente del factor tamaño, sector o ubicación: la innovación tecnológica, la integración económica mundial, el cambio climático y la sostenibilidad, los cambios demográficos y generacionales, y la escasez mundial de mano de obra calificada.

El Secretario General de la OIE, Roberto Suárez Santos, dijo: “El informe confirma que en este panorama competitivo saldrán ganando aquellas empresas que, junto con las organizaciones que las agrupan y las organizaciones de empleadores, adopten la conectividad y la digitalización.”

El informe, Transformación empresarial: Nuevas oportunidades para las organizaciones empresariales , subraya que las empresas no pueden afrontar los desafíos por su cuenta, y que deben idear soluciones colectivas a través de las organizaciones de empleadores y de empresas.

Resultados de la encuesta

  • El 56 por ciento de las personas encuestadas consideraron que la tendencia mundial de mayor repercusión general en las empresas era la innovación tecnológica.
  • El 76 por ciento de las empresas que participaron en la encuesta reconocieron que la innovación tecnológica les da acceso a nuevos mercados.
  • La integración económica mundial está aumentando la armonización de la gobernanza mundial de las empresas, y del entorno fiscal y reglamentario del comercio, lo que está teniendo un gran impacto en las mismas. El 40 por ciento de las empresas dieron cuenta de que este factor ha tenido gran repercusión en ellas.
  • Alrededor del 37 por ciento de los ejecutivos mencionaron como una tendencia importante el aumento de la exposición a la incertidumbre económica y política mundial.
  • El 62 por ciento de las empresas de Europa y el 58 por ciento de las de Asia informaron que la disminución de la población en edad de trabajar tendrá un gran impacto en sus negocios.
  • El 45 por ciento de las empresas de América Latina y el Caribe y el 39 por ciento de las de África indicaron que el aumento de la población juvenil tendría un impacto apreciable para ellas.
  • El 51 por ciento de las empresas dijo que los responsables políticos exigen cada vez más el cumplimiento de las metas ambientales.
  • El 40 por ciento de las empresas de países de ingreso alto y el 45 por ciento de las de ingreso mediano alto indicaron que su población activa y sus consumidores exigen entornos de trabajo y valores empresariales más sostenibles.
  • El 78 por ciento de los ejecutivos indicaron que si se actualizara el plan de estudios de las escuelas y del sistema educativo para adaptarlo a las necesidades de la economía se contaría con los empleados calificados necesarios. Esta opinión destaca particularmente en los mercados emergentes; así lo indicaron un 79 por ciento de los encuestados de América Latina y un 86 por ciento de África.
  • Las PYME son las que más activamente apoyan los cambios en el programa de capacitación, y el 84 por ciento de las pequeñas empresas apoyan la actualización de los sistemas educativos para satisfacer las necesidades de capacitación.

El papel que desempeñarán los empleadores y las organizaciones empresariales en estos próximos cambios es un elemento clave del debate sobre el futuro del trabajo que se incluye en el informe.

El estudio se basa en una encuesta detallada de cientos de ejecutivos de empresas, una amplia investigación y consulta con las organizaciones de empleadores y de empresas.