La ITF se solidarizó con los marinos varados por la crisis del cambio de tripulaciones

Así se expresó la Federación Internacional de Trabajadores del Transporte (ITF), en declaración conjunta  con el Grupo Mixto de Negociación (JNG), y se resaltór que “el sector transporta el 90 por ciento del comercio mundial”. La ITF viene exigiendo a los gobiernos que se facilite la repatriación y la rotación de los trabajadores marítimos.

En ese sentido, el secretario general de la ITF Stephen Cotton remarcó que “nuestra industria solo podrá ayudar a que el mundo salga de esta pandemia y seguir transportando mercancías esenciales por todo el planeta si las condiciones laborales a bordo de los buques cumplen las normas marítimas internacionales”.

“Los marinos necesitan una industria que los valore, tanto a ellos como su contribución y sus derechos humanos. La gente de mar necesita lugares de trabajo libres, justos y seguros” cuestionó Cotton, y agregó “hay más de 400 000 marinos que continúan atrapados a bordo de los buques, obligados a extender sus periodos de servicio debido a las restricciones fronterizas y de viaje impuestas por muchos Gobiernos”.

Además, el dirigente convocó a un diálogo a los actores del sector marítimo para que “se comprometan a no presionar a los marinos ni a coaccionarlos para que extiendan sus contratos” ni tampoco “negar a la gente de mar la posibilidad de ejercer su derecho humano a dejar de trabajar, abandonar los buques y regresar a casa”, reflexionó.

La crisis por el cambio de tripulaciones

Cotton también declaró que la ITF y sus organizaciones afiliadas están instando a todos los actores del sector a que asuman la responsabilidad de facilitar los cambios de las tripulaciones en la medida de lo posible.

“Los marinos tienen miedo a que no los vuelvan a contratar si denuncian públicamente su situación o se defienden. El temor a ser incluidos en una lista negra les impide hacer valer sus derechos laborales y humanos. Dada la fatiga mental y física que provoca permanecer demasiado tiempo a bordo, durante esta crisis de los cambios de tripulación es más importante que nunca que la gente de mar pueda hacerse oír” manifestó el dirigente.

Finalmente, Cottón concluyó “es responsabilidad y deber de todos los actores del sector marítimo poner de relieve la grave situación que están atravesando las tripulaciones” y finalmente concluyó “continuamos siendo la savia que mueve la economía del mundo y somos clave para su futura recuperación, en especial los empleos de miles de millones de personas, a medida que se combate el COVID-19“.