16.8 C
Buenos Aires

La ITF difundió un informe sobre Torres de Control Remotas para el tránsito aéreo

MÁS NOTICIAS

El personal de tierra sindicalizado de Lufthansa respalda el acuerdo de reducción de costos

Un acuerdo para reducir costos y salvar empleos en Lufthansa se ganó el apoyo de la mayoría de los...

La FeMPINRA acordó aumento del 30% en Depósitos Fiscales Privados

La paritaria con la cámara empresaria para el período 2020-2021 contempla una cláusula de revisión en abril y un...

Según la OIT, la crisis del COVID-19 terminó de desatar una crisis global del salario

El salario de los trabajadores de todo el mundo está en jaque. Un informe lapidario de la OIT enciende...

Brey destacó el acuerdo fusión entre Aerolíneas Argentinas y Austral

Juan Pablo Brey, secretario General de la Asociación Argentina de Aeronavegantes, se refirió al acuerdo alcanzado esta semana y...

Se trata de la primera gran contribución al debate desde la perspectiva de la fuerza de trabajo y los sindicatos y pone de relieve la necesidad de que los trabajadores participen en las deliberaciones para delinear la política relativa a las operaciones con Torres de Control Remotas. 

La Federación Internacional de Trabajadores del Transporte (ITF), que afilia a mas de 18 millones de trabajadores y trabajadoras del transporte, representados en 670 organizaciones sindicales de 147 países, publicó un informe titulado “Cielos Seguros: un abordaje sobre las Torres de Control Remotas” en donde destaca la incorporación de nuevas tecnologías en el ámbito de la aviación aunque establece recomendaciones para su correcta implementación.

Así, desde la ITF señalaron que “tradicionalmente, estos servicios (de control aéreo) se han prestado desde instalaciones ubicadas en los aeropuertos, aunque los avances tecnológicos están acrecentando la posibilidad de implementar operaciones desde las llamadas “torres de control remotas”.

Afiche del informe sobre Torres de Control Remotas

“Los servicios de tránsito aéreo son esenciales para la seguridad operacional y la eficiencia del sector aeronáutico así como para la economía mundial en su conjunto, ya que gestionan el espacio aéreo nacional e internacional a favor del bien público” destacaron en el informe.

Sin embargo, desde el organismo internacional cuestionaron “aunque en general la ITF y sus afiliadas respaldan el uso de tecnologías nuevas en el ámbito de los servicios de tránsito aéreo, se encuentran ahora sumamente preocupadas por la dirección que está tomando la política a nivel nacional e internacional en materia de torres de control remotas”.

“A menos que las personas responsables de formular políticas sean muy cuidadosas al tratar el desarrollo de estas operaciones, corren el riesgo de ocasionar un serio perjuicio a la seguridad operacional de la aviación, la confianza del público en el transporte aéreo y las economías regionales por querer lograr reducciones de costos mínimas y aún no comprobadas en la prestación del servicio” criticaron.

En ese sentido, el secretario regional de la ITF Américas, Edgar Díaz, expresó “la iniciativa de la ITF es muy importante y se debe tener en cuenta a fin de salvaguardar la correcta implementación de las tecnologías de control remotas en el tránsito aéreo, y al mismo tiempo, mantener la confianza de los usuarios” y sostuvo “es imprescindible también contar con la participación de los trabajadores y trabajadoras para que estos den su perspectiva en el debate sobre su correcta implementación”.

Stephen Cotton, secretario general de la ITF

Por su parte, Gabriel Mocho Rodríguez, secretario de Aviación Civil de la ITF, afirmó que “las operaciones con torres de control remotas constituyen una innovación increíblemente importante en el mundo de la aviación, porque tienen el potencial de replantear cómo opera todo el sector, pero también hay serios riesgos involucrados” y agregó “los responsables políticos deben asegurarse de que todas las partes, incluidos los trabajadores y trabajadoras y los sindicatos, participen en la toma de decisiones sobre el uso de esta tecnología”.

Cabe señalar que La ITF ha venido desarrollando informes periódicos sobre la situación de los trabajadores de distintos modos del transporte como el ferroviario y el marítimo, además del de la aviación.

La campaña “Crew Change Crisis” en el transporte marítimo

Con respecto al transporte marítimo, la ITF llevó adelante la campaña “Crew Change relacionada a los cambios de tripulaciones en barcos, luego de que muchos marinos hayan quedado varados en sus respectivos buques tras el cierre de fronteras dictado por los gobiernos ante el avance de la pandemia Covid-19 en todo el mundo.

“Los marinos tienen miedo a que no los vuelvan a contratar si denuncian públicamente su situación o se defienden. El temor a ser incluidos en una lista negra les impide hacer valer sus derechos laborales y humanos. Dada la fatiga mental y física que provoca permanecer demasiado tiempo a bordo, durante esta crisis de los cambios de tripulación es más importante que nunca que la gente de mar pueda hacerse oír” sostuvo al respecto el secretario general de la ITF Stephen Cotton.

El rol de los trabajadores ferroviarios

Por otro lado, el dirigente también se expresó sobre la situación de los trabajadores ferroviarios, que fueron considerados esenciales durante la pandemia, y la importancia de contar con sistemas públicos de ferrocarriles a través de un documento que lleva también la firma de Noel Coard, Secretario de las Secciones de Transporte Interior, David Gobé, Presidente de la Sección Ferroviaria y del argentino Julio Sosa, Vicepresidente de la Sección a nivel global.

“Hay más probabilidad de poder vigilar, identificar y remediar las amenazas graves que se ciernen sobre la salud y la seguridad, como la transmisión del COVID-19, en sistemas de propiedad pública, donde las condiciones laborales se definen mediante la negociación colectiva” indicó Cotton, y concluyó “la privatización y la subcontratación han debilitado las cadenas de suministro mundiales y, a raíz de ello, nuestra capacidad de responder a las crisis: la propiedad y la inversión públicas son los únicos medios para hacer del sector ferroviario una solución sustentable a estas crisis”.

- Advertisement -
- Advertisement -
- Advertisement -